Mundo. Estados Unidos. San Diego capital de la cerveza artesanal de los Estados Unidos

El condado de San Diego tiene más cervecerías artesanales que cualquier otro condado en los Estados Unidos, con 125 operaciones y 18 más planeadas. La información surge de un nuevo informe realizado por la firma de servicios inmobiliarios Cushman & Wakefield.

Alli, también se indica que el condado de King, WA, ocupó el segundo lugar y el condado de Los Ángeles en el tercer lugar en número de cerveceras. Todas esas cervecerías, además de pubs de cerveza y negocios relacionados, están ayudando a transformar los barrios urbanos más viejos de San Diego y otras ciudades.

“Portland, Denver, Seattle y San Diego son sólo algunas de las áreas metropolitanas donde hemos visto el más fuerte abrazo de brewpub, microbrewery y regional cerveza conceptos”, destaca en documento.

Cushman & Wakefield dijo que estos grupos de negocios ayudan a crear lo que el informe denomina “calles frescas” en barrios más antiguos.

“Definimos los mercados de” calle fría “como submercados urbanos prometedores en los que las cambiantes tendencias demográficas, impulsadas por fuertes emigraciones milenarias y por los nidos vacíos, han transformado a menudo los vecindarios largamente descuidados en mercados al por menor alternativos florecientes”, dijo el informe .

Sigue esta nota completa en: http://psn.si/capital-cerveza-artesanal/2017/06/

Anuncios

Mundo. España. Estalla la guerra de las cervezas. La consolidación del sector mete presión a los grupos familiares que dominan el negocio en el pais

(El Pais Diario) En Weihenstephan, una pequeña fábrica situada a 52 kilómetros al norte de Múnich propiedad del Estado de Baviera, llevan produciendo cerveza los últimos 976 años. Sus casi diez siglos de vida hacen que los pacientes maestros del lugar —también es una escuela— sigan enseñando el oficio a todo aquel que quiera ser alguien en el mundillo del lúpulo y la cebada, ajenos a lo que se negocia en los despachos de Bruselas o Londres. Deben ser de los pocos cerveceros que no se sienten concernidos por el acuerdo que ha movido las placas tectónicas del sector.

1470242168_235888_1470242286_noticia_normal

Hasta 15 autoridades de competencia, incluida la UE, ya han dado luz verde a la compra de la británica SABMiller por AB InBev, la segunda y primera del mundo respectivamente, que en noviembre pasado decidieron unir sus destinos para controlar un tercio del mercado mundial. Sudáfrica ha sido, el pasado 30 de junio, el último Gobierno en autorizar la operación, y los analistas consultados no creen que vayan a tener problemas en los países que todavía estudian los efectos de esta mezcla de titanes, como China o Estados Unidos.

La venta, valorada en 93.852 millones de euros, creará una de las diez mayores cotizadas del planeta (si la depreciación de la libra a causa del Brexit no lo impide), con 350 marcas en 25 países, algunas tan famosas como Budweiser, Corona, Stella Artois o Leffe, otras líderes locales como Bud Light en EE UU, Skol en Brasil, Jupiler en Bélgica o Modelo en México.

Los ingresos de ambas suman 63.000 millones de euros (cierre del último ejercicio fiscal), aunque esa adición no será aritmética en el futuro. Porque en este viaje que culminará antes de que acabe el año, ambas han tenido que hacer importantes concesiones de negocio para sortear los obstáculos de las autoridades de competencia.

AB InBev, participada en un 52,7% por Stichting InBev, controlada a su vez por capital brasileño, incluido el del multimillonario Jorge Paulo Lemann, y un grupo de familias aristocráticas de Bélgica, ha aceptado la oferta de la japonesa Asahi para hacerse con tres de sus marcas más importantes —Peroni en Italia, Grolsch en Holanda y Meantime en Reino Unido— por 2.550 millones de euros. SABMiller (cuyo accionista mayoritario, con el 26,5% es Altria Group, antigua Phillip Morris, junto a los tejanos Bevco, que tienen otro 13,8%) ha adelgazado al vender el 58% que posee en la cervecera americana MillerCoors, que pasará al grupo Molson (la séptima del mundo) por unos 11.000 millones de euros cuando se complete la operación.

Sigue esta nota completa en: http://economia.elpais.com/economia/2016/08/05/actualidad/1470386739_572990.html

Bodega de Cervezas Botellas

mapa palermo 1

Argentina. Las cerveceras industriales van por todo. Los grupos concentrados intentan acaparar también el mercado artesanal

El periódico argentino “Diario Registrado” publicaba una nota hace ya algún tiempo. Allí, referenciaban que:  Quilmes, Budweiser, Brahma, Patagonia, Stella Artois y Liberty son diferentes ‘opciones’ de cervezas que apuntan a diferentes segmentos del mercado, pero todas fabricadas por una misma empresa, la multinacional AB Inbev, que controla el 80% del mercado. El resto corresponde a otra multinacional, Compañía Cervecerías Unidas (CCU), que posee como propia a Isenbeck y regentea Heineken.

historia-proyeccion

Entre las dos multinacionales manejan casi el 100% del mercado argentino. Sólo un pequeño porcentaje se lo dejan a la cerveza artesanal, aunque AB-Inbev ya penetró ese nicho con su marca Patagonia.

Además, tiene los derechos de otras cervezas de su supuesta competencia, Compañía Cervecerías Unidas (CCU). Budweiser, Palermo e Imperial son marcas que Quilmes le alquila a esta empresa chilena para intentar simular su virtual monopolio. SIC. Esta práctica comercial le permite a la corporación cervecera fijar a su antojo los precios del mercado.

LAS CERVEZAS ARTESANALES NO DEBEN SEGUIR CRECIENDO

Ahora bien. La capacidad operativa de estas mega empresas, como podrá el lector imaginarse, es un fuerte tapón para el libre desarrollo de las pequeñas microcervecerias artesanales que, solo a fuerza de su propia calidad, logran abrirse camino poco a poco.

En este contexto, las microcervecerias que se tornan molestas, o bien son adquiridas rápidamente o son desplazadas de mercado mediante el poder que las monopólicas cerveceras industriales ejercen sobre los comercios. Ya sea mediante la entrega de mobiliarios o equipos de frio bajo contratos que inhiben de poder comercializar otras cervezas a los comerciantes que pautan. Cabe aclarar que muchas veces, estos “contratos” no figuran en los papeles físicos.

A diferencia de otras regiones, en donde las industriales se han manejado de manera más desprolija, aquí, las gigantes van cubriéndose mejor, tanto, que si alguien buscara en internet por ejemplo sobre Cerveza Patagonia (Quilmes es su propietaria) la primer definición en la famosa Wikipedia sería algo así como: Patagonia es una marca argentina de cerveza tipo artesanal.

Ahora bien, o Wikipedia muestra solo información sesgada y que no ha sido evaluada por quienes contribuyen a su contenido, lo que daría fundamento a sus detractores, o bien, quien contribuye a brindar información a esta popular enciclopedia libre no se ha molestado en buscar información. O…

LA INFILTRADA, LA ESCONDIDA

673x6731358280392_cervezapatagonia

Cerveza Patagonia es la marca de cerveza de la cual Quilmes intenta demostrar que nada tiene que ver, mientras tanto, invade los canales en donde las cervecerías artesanales se hacen camino. Tanto es así, que hasta en su propio sitio oficial no la mencionan bajo ningún motivo. http://www.cerveceriaymalteriaquilmes.com/productos/cervezas/quilmes/cristal Siguiendo este link es posible verificarlo. Allí, figuran todas sus marcas exceptuando a Patagonia. Sin embargo, para quienes deseen una confirmación real, se debe ingresar al sitio oficial de la Cámara de la Industria Cervecera Argentina en el siguiente link: http://www.camaracervecera.com.ar/marcas-de-cerveza-de-produccion-argentina.php aquí es posible ver claramente lo que la industria intenta esconder tras una fachada.

Lista oficial de la Cámara de la Industria Cervecera Argentina

LISTA CERVEZAS PARTE 1 OFICIAL

Ya lo indico hace un tiempo atrás el CEO de la poderosa Heineken: “Ni Heineken ni cualquier otra marca puede competir contra el fenómeno de la cerveza artesanal”. Jean-François Van Boxmeer.

Lo bueno de esta frase es obviamente el reconocimiento hacia las cervezas artesanales como potenciales competidoras, lo malo, es que nunca una corporación va a permitirse perder dinero, y que por lo tanto, hará todo lo que este a su alcance para seguir ganando.

Sin dudas aparecerán muchas más mascaras en el camino: Patagonia, Otro Mundo. Kunstmann. Blue Moon, etc, etc, etc…

By. Robert Shumann

Mundo. México. Querétaro. Cervezas artesanales se mantienen en alza

Su secreto, dicen los productores, es el agua que se utiliza en su preparación, además de que si se aplican maltas del Bajío, se logra un sabor especial. Aunque Querétaro no es de los estados con mayor número de marcas de cerveza artesanal —tiene apenas 15—, la calidad de su producto le ha permitido posicionarse en el top ten del mercado mexicano y aspira a conquistar a consumidores extranjeros.

Josefa cerveza artesanal mexicoSu secreto, dicen los productores, es el agua que se utiliza en su preparación, además de que si se aplican maltas del Bajío se logra un sabor especial.

Pero también, comenta Jorge Torales, uno de los fundadores de Cerveza Toro, los fabricantes queretanos tienen pasión, trabajan en equipo y comparten el pastel.

“Nos apoyamos unos con otros para las producciones, haciendo pedidos de botellas en conjunto, entre otros aspectos”, señala.

Entre las marcas queretanas más destacadas se cuentan Josefa, Toro, Espiga, Tecolote, Hércules Alquimia, Brian Love, Ríos y Las Amalias, Elías Torales, cofundador de la Cerveza Toro, indica que con cada generación de cerveceros surgen nuevos retos, y el principal es lograr la diferenciación en su producto, así como mantener la calidad.

Jorge Ramírez, de Cervecería Josefa, expone por su parte que al menos cinco microcervecerías nacen diariamente en México, pero únicamente sobrevivirán las que asuman el reto de profesionalizarse, sin importar la cantidad de cerveza que produzcan; “es un negocio al que hay que dedicarle el 100 por ciento, así se alcanza la profesionalización”.

Se trata, expresa, de un mercado noble que crece a doble o triple dígito por año, y en donde hacer cerveza, a pesar de la carga tributaria, resulta rentable para el productor.

Para estos empresarios queretanos, la falta de distribuidores, así como los rezagos legislativos en la materia impiden tener “una cancha pareja”, y son los principales obstáculos a los que se enfrentan.

“México tiene muchos rezagos legislativos; para que este movimiento haya podido desarrollarse se ha requerido que la primera y la segunda generación de cerveceros demuestren más pasión que ambición monetaria”, dice Jorge Torales Rodríguez.

Josefa

josefa cerveza artesanalJosefa es quizá la marca de mayor crecimiento en los últimos años en el estado, ya que con apenas tres años de haberse creado, ha alcanzado triplicar su operación, lo que los llevó a rentar una nave en un pequeño desarrollo industrial en el municipio de El Marqués.

La Cerveza Josefa nació en 2011, cuando dos consumidores de cerveza, dedicados a la venta de autos, decidieron emprender un negocio propio.

“Iniciamos con una producción de 200 litros, haciendo cerveza dos o tres días a la semana, ahora fabricamos 350 al día, pero tenemos capacidad para fabricar 900 litros diarios”, comenta Jorge Ramírez, uno de los fundadores de la marca.

Detalla que pese a que Querétaro continúa siendo el principal mercado de consumo para la marca, a través de la distribuidora Beer Company, ya tienen presencia en otros estados, buscando además en este año iniciar la exportación de su producto.

“La idea es que en este año ya se comience a exportar la cerveza. De hecho ya se tiene ahorita un pedido de 80 cajas para Madrid, y nos la han pedido también en Australia, China, Estados Unidos, Canadá, y hasta Yugoslavia. Son mexicanos que han probado la cerveza y como viven allá, se la quieren llevar”, explica.

Aunado al crecimiento que han tenido en cuanto a la producción, la presencia de la marca a nivel nacional ha tenido también un importante despunte, ya que es la única marca queretana que fue invitada a formar parte de la Asociación de Cerveceros de México, que se conformó apenas en marzo pasado.

Dicha asociación agrupa hasta el momento nueve compañías de cervezas artesanales, así como grandes consorcios como Grupo Cuauhtémoc Moctezuma y Grupo Modelo.

“El objetivo es lograr una unión entre el gremio cervecero, además de que se hará campaña de consumo responsable y se busca incrementar el promedio de consumo de cerveza en México. En la actualidad es de alrededor de 60 litros anuales, mientras que en otros países superan los 100 litros, siendo México el exportador número uno de cerveza a nivel mundial”, declara Ernesto Santos, cofundador de la marca.

Cervecería Josefa distribuye su producto en Querétaro, Guadalajara, Monterrey, Veracruz, Estado de México, Ensenada, Morelos, entre otras entidades.

Una vez que su nueva instalación esté completa, se podrán producir hasta 15 mil litros mensuales, equivalentes a 45 mil botellas, y más adelante se podría alcanzar una producción de hasta 20 mil litros mensuales en un solo turno, por lo que de mantenerse el crecimiento de la marca, se podría iniciar un segundo turno, con lo que se duplicaría la capacidad a futuro.

Sin embargo, detalla que el reto para este año será terminar de posicionarse en Querétaro y que en la mayoría de los restaurantes y bares haya cerveza Josefa.

Toro

cerveza artesanal ToroLos hermanos Torales iniciaron sus experimentos en la cochera garaje de sus padres en 2006, en Xalapa Veracruz; sin embargo, fue hasta 2010, cuando ya estaban residiendo en Querétaro, cuando decidieron crear la Cerveza Toro, nombre formado con las primeras sílabas de Torales y Rodríguez, sus apellidos.

Luego de cuatro años de experimentación, para el inicio de operaciones, la marca ya contaba con la Toro Golden, la primera cerveza con la que se lanzarían al mercado local.

Al hablar de la diferenciación que como empresa se busca darle a sus productos, destaca la ubicación, la cual está en el municipio de Corregidora, en donde tienen acceso a agua de pozo, lo que les da la facilidad para crear ciertos tipos de cerveza por los minerales que contiene el agua, dando también un diferenciador en el sabor.

“El ingrediente más importante de la cerveza es el agua, y normalmente el agua que se utiliza en todas las zonas urbanas del país está tratada con cloro, lo que perjudica el desarrollo de la levadura, por lo que los cerveceros deben dar un tratamiento previo de agua; mientras que aquí fue suficiente un análisis previo para saber el tipo de minerales que contiene para aprovecharlos para hacer ciertos tipo de cerveza. No se pueden hacer todos los tipos porque cada uno requiere un tipo distinto de agua”, comenta.

Esta agua y su composición mineral fue básica para la creación de la línea Toro Supernova, de la línea Porter, además de que significó también una menor inversión.

El crecimiento de la marca ha sido importante, indicó, pues se pasó de generar 16 cajas mensuales en 2010 para venta más que nada entre familiares y amigos, a una distribución nacional en 2011 de 32 cajas.¨Para enero de 2012 ya se había crecido a 120 y ahora la producción máxima es de 320 cajas mensuales.

En términos de botellas, se tiene la capacidad de producir 300 botellas diarias, las cuales llegan a 500 puntos de venta del país, desde Tijuana hasta Cancún, por medio de distribuidores como Beer Bank, Beer Company y Beer Box.

Los aficionados

Elías Torales Rodríguez, cofundador de la Cerveza Toro, señala que con cada generación de cerveceros surgen nuevos retos, principalmente lograr la diferenciación en su producto, así como calidad.

“Hace cinco años se presentó al consumidor algo nunca visto, bien hecho, en pequeñas cantidades y con maltas de calidad 100 por ciento, sin arroz, maíz ni adjuntos que disminuyan el sabor”.

Sin embargo, debido al boom que se dio, ya existen más de 300 cerveceros en México, y en Querétaro 15, y el reto es diferenciarse, pues también ha ido surgiendo un gran número de aficionados que realizan una o dos cocciones de cerveza y se lanzan a venderla sin la calidad adecuada o la etiqueta en norma, lo que perjudica al gremio en general y la imagen que dan al público.

“En estos últimos tres años hemos visto cómo nacen y mueren cervecerías cada semana. Muchas se están quedando porque el mercado es noble y está apoyando. La gente hace tres años pedía cervezas importadas, y ahora piden la cerveza local, eso ayuda mucho; sin embargo, si sigue existiendo la falta de calidad de algunos productores nuevos, la gente no va a querer probar nuevamente”, dice.

Se trata, expone, de un mercado noble que crece a doble o triple dígito por año, y en donde hacer cerveza, a pesar de la carga tributaria, resulta rentable para el productor.

Jorge Ramírez, de Cervecería Josefa, señala por su parte que al menos cinco microcervecerías nacen diario en México, pero únicamente sobrevivirán las que asuman el reto de profesionalizarse; sin importar la cantidad de cerveza que fabriquen, “es un negocio al que hay que dedicarle el 100 por ciento, así se alcanza la profesionalización”.

Fuente. El Financiero Diario / www.elfinanciero.com.mx

Argentina, Patagonia. Las cervezas artesanales ganan cuota de mercado junto a las cervezas industriales. Crecen las opciones año tras año

more_beer-01Si sumáramos hoy a  todas las cervecerías artesanas o artesanales de Argentina podríamos llegar a sorprendernos ya que la cifra de establecimientos ronda la increíble suma de 850 aproximadamente. Debemos tener aquí en cuenta que no solo estamos contando aquellas microcervecerias y cervecerías que ya están comercializando bajo todas las normas vigentes ya que en muchos casos, la capacidad de producción llega a poder sostener solamente la demanda que se produce en las mismas cervecerías o bares con los que estas cuentan.

Asimismo, el crecimiento de cervecerías artesanales de alta calidad, o gourmet Premium, ha potenciado la inserción en el mercado nacional. La producción paso de ser de solo unos miles de litros al año en poco tiempo a más de 3 millones de litros. A pesar de esto, las cervezas industriales, con la Argentina cervecería Quilmes a la cabeza, mantienen una cuota de mercado cercana al 98%, ya que estas mismas también han visto crecer su producción de la mano de un segmento social joven que prefiere beber cerveza antes que una copa de vino.

Entre las cervezas que se pueden seguir denominado artesanales, mas allá de que su producción eclipsaría a cualquier cervecería artesanal hoy en día, son la Santafecina Otro Mundo, la Patagónica ubicada en la villa turística con el mismo nombre, El Bolsón, la también Patagónica pero Barilochense Berlina, las bonaerenses Neffer y Barba Roja. Antares, si bien mantiene su origen artesanal, se encuentra ya con producciones que escapan hasta de las más grandes cerveceras artesanas.

La respuesta de las cervecerías industriales no ha tardado en llegar de la mano de una de las principales marcas a nivel nacional con su producto cerveza Patagonia.

El mayor crecimiento de cervecerías artesanales ha sido en estos últimos años en la región patagónica, por caso, solo en la pequeña villa turística de El Bolsón, es posible encontrar más de 40 microcervecerias si sumamos toda la región del paralelo 42, muchas de las cuales se encuentran en franco ascenso de la mano de sitios de venta minorista con sistemas de delivery como www.bodegadecervezas.com en Capital Federal.

cropped-20121_08_17_latvija_panorama_0011.jpg

En El Bolsón, se realiza desde hace más de 40 años la Fiesta Nacional del Lúpulo, ya que esta hermosa zona, es la principal productora del país de la variedad cascade. Mientras que en la vecina localidad de Lago Puelo, se festeja la Fiesta de la Cerveza Artesanal, un logro que llego de la mano de las principales microcervecerias locales como la Cerveza Huemul.

Este mismo fenómeno de crecimiento artesanal se repite en ciudades como San Carlos de Bariloche, con sus principales cervecerías a la cabeza, Blest y Berlina y por lo menos una docena más de microcervecerias. Y en menor medida en  provincias como Neuquén.

La cerveza es la bebida mas popular en Corea de Norte. Las cervezas negras son las preferidas

Segun publica BBC on line. A pesar del aislamiento, la escasez de recursos y la hambruna que ha sufrido Corea del Norte, sus habitantes no tienen que renunciar a reunirse con sus amigos a disfrutar de un buen trago de cerveza fría de fabricación nacional.

119El consumo de esta bebida está muy arraigado en la cultura norcoreana, que cuenta con una gran variedad de destilerías artesanales reguladas por el Estado.

Es tal el fervor por la cerveza de los norcoreanos, que en 2000 el gobierno comunista compró una destilería británica por US$2,3 millones.

Y la reconstruyó pieza por pieza en las afueras de la capital, Pyongyang, para producir la cerveza Taedonggang, una de las marcas más populares del país.

Sin embargo, el embargo económico y las circunstancias que vive el país hace que la tradición cervecera de Corea del Norte sea muy distinta a la de países vecinos como Corea del Sur, China y Japón.

Con mucho cuerpo

BBC Mundo habló con Josh Thomas, un publicista estadounidense y aficionado a la cerveza residente en Hong Kong, quien recientemente participó en un recorrido por cuatro cervecerías artesanales del país.

Según Thomas, es muy habitual ver por las calles de la capital, Pyongyang, a grupos de ancianos reunidos en torno de unas cuantas botellas de Taedonggang.

Por su parte, los norcoreanos o extranjeros con recursos las degustan en las cervecerías de bares y hoteles estatales, en enormes pintas servidas con sifón al más puro estilo alemán o británico y por un costo de hasta US$8 la cerveza.

A diferencia de países vecinos como China y Corea del Sur, donde se tiende a consumir cerveza rubia de sabores ligeros, las sanciones han hecho que los norcoreanos sean más proclives a degustar cervezas oscuras, de fuerte sabor y mucho cuerpo, cuenta Thomas.

Un país sin rubias

“Elaboran ales (cerveza amarga) porque no tienen refrigeración y lo hacen con un proceso inventado en Estados Unidos durante la fiebre del oro de California, conocida como steam”, le explica Thomas a BBC Mundo.

Los continuos cortes de electricidad que afectan al país les impiden a los coreanos elaborar cervezas rubias, que necesitan de cinco a seis meses de refrigeración. Por el contrario las ales suponen mucho menos esfuerzo, al requerir tan sólo un proceso de tres semanas sin necesidad de frío.

Por eso, las cervezas amargas como las ales y las stouts (cerveza negra o muy oscura) son muy populares en el país, así como las steam beers.

“Les gustan las stouts, las cervezas oscuras, tienen cervezas achocolatadas o café; son como las irlandesas, cremosas y con un color como la cerveza Guiness, pero sin su sabor”, describe Thomas.

Por otra parte, aclara, la escasez de combustible hace que el transporte de cerveza por el país sea difícil y, por lo tanto, proliferen las destilerías artesanales en hoteles, bares y restaurantes controlados por el Estado.

Bien equilibrada

Bien equilibrada

En su recorrido, Thomas visitó la excervecería británica que ahora posee la marca Taedonggang, la fábrica de cerveza Paradise y la cervecería del hotel Yanggakdo de Pyongyang, así como una en un bowling local.

Taedonggang, relata, es la marca más famosa del país y distribuye en el territorio cuatro tipos de cerveza.

Con un 5% de alcohol, sus cervezas son de sabores amargos, y aunque en el pasado trataron de exportarse a Corea del Sur, hoy se limitan al consumo nacional: pueden adquirirse fácilmente en bares y restaurantes por poco más de medio dólar.

Pero según Thomas, lo mejor cerveza que probó fue una hecha a base de trigo que le sirvieron en la cervecería Paradise.

“Estaba muy bien hecha y Paradise era la cervecería mejor mantenida de todas; sabían cómo hacer una cerveza bien equilibrada y todo estaba muy limpio para que no se alterara el sabor. No era ni muy amarga ni dulce, era muy refrescante”.

Thomas considera que algo que se podría aprender del modo en que los norcoreanos hacen su cerveza es su capacidad de hacer mucho con muy poco.

“La gente en el país es muy buena y es muy llamativo ver que incluso siendo tan pobres todavía beben una pinta de cerveza como cualquiera en todo el mundo. Son muy experimentales”.

Es esta posibilidad de experimentar lo que, según algunos, dota de mayor originalidad a la cerveza norcoreana respecto a la de países como Corea del Sur.

Un polémico artículo publicado por la revista británica The Economist en 2012, generó resquemores entre los surcoreanos al afirmar que la cerveza de su país era “aburrida” en comparación con la que producen sus vecinos comunistas.

Lo que, de acuerdo con la publicación, se debería al monopolio que tienen sobre el mercado las marcas Hite-Jinro y Oriental Brewery.

No obstante, pese a su reciente buena fama, las virtudes de la cerveza norcoreana siguen y seguirán siendo un misterio para muchos.

Mas informacion sobre este articulo en BBC Mundo.

Segui este enlace.

Por su calidad artesanal, por sus características orgánicas, por invitar con cada botella a descubrir un nuevo sabor, las cervezas artesanales siguen creciendo

En España las cervezas artesanales ya no son una moda, están ahí y han pisado con tanta fuerza que ya integran una parte más del mercado. El increíble crecimiento de las microcervecerias especializadas ha permitido que la cuota de mercado artesano siga en crecimiento desde hace años, lo que permite asegurar que este fenómeno no depende de la moda como aseguraban desde las grandes cerveceras. Hoy con cuotas que van desde el 1 a casi el 4% del mercado los maestros cerveceros han dado cátedra sobre como todavía existe lugar en donde las grandes corporaciones indican que no lo hay.

Lo que sigue es una publicación del periódico “El Mundo” en donde se da cuenta de todo esto. BodegadeCervezas.com te invita a su lectura ya que este tipo de noticias son las que nos siguen inspirando día a día para seguir adelante apoyando cada vez con más fuerza a nuestros maestros cerveceros, esos mismos que ante cada traba burocrática han sabido sacar fuerzas para llevar sus excelentes productos a las primeras planas.

restaurant-du-7eme-art

¿Qué producto en expansión necesita mucho agua?, pensaron los hermanos González, naturales de la Sierra de Gredos, en cuyas nevadas cumbres nace con pureza cristalina el líquido elemento. Eureka, la cerveza. Hace tres años comenzaron a acariciar la idea de montar su propia fábrica. Y lo hicieron en Hoyocasero. Sus primeros botellines acaban de salir a la venta.

La suya es una de las últimas cerveceras fundadas en Castilla y León. Son ya 28 las nacidas en apenas tres años, en el marco de un imparable boom nacional por las birras artesanales.

Con producciones mimadas y limitadas, constituyen pequeños davides contra los goliats de las factorías multinacionales. Juntas, las microcervecerías del país ni siquiera rozan el 1% de la comercialización nacional, que el año pasado alcanzó los 3.200 litros (se consumen 47,5 litros por persona y año), según el último Informe socioeconómico del sector de la cerveza en España.

Pese a ser este país el cuarto productor europeo de cerveza y el décimo del mundo, el desarrollo de las micros aún está eclosionando. Con cierto retraso respecto a otros estados del entorno europeo, la moda de las cervezas artesanales, sin embargo, ha llegado para quedarse. Actualmente existen más de 150 inscritas en el Registro General Sanitario. Y cada mes salen a la palestra nuevos proyectos.

Estos cerveceros a pequeña escala coinciden en la necesidad de divulgar unos sorbos que nada tienen que ver con las cañas comerciales de gusto homogéneo. El palentino Juan Cruz Vidal comprobó durante un viaje a Praga que “en cada sitio hay una cerveza de bodega buenísima”. “Y me pregunté, ¿por qué aquí sólo disfrutamos de un tipo de cerveza?”, cuenta este maestro por partida doble (de escuela y cervecero), al relatar el germen de su andadura empresarial en Torquemada.

cropped-20121_08_17_latvija_panorama_0011.jpg

Los autores de las microcervezas también tienen en común la negativa a filtrar el líquido (de ahí la presencia de posos naturales). Tampoco pasteurizan ni inyectan gas carbónico: la espuma se genera de forma endógena, durante la segunda fermentación en el interior de la botella.

Por contra, es el agua lo que imprime singularidades entre unas y otras cervezas, al igual que el lúpulo y la malta que abastecen a esta pléyade de apasionados alquimistas. Buena parte de ellos compra las materias primas en el extranjero, una paradoja teniendo en cuenta la idiosincrasia cerealista de la Meseta castellana y el monopolio en la producción del lúpulo de la provincia leonesa, donde se cultivan el 95% de estas flores encargadas de aromatizar y conservar el zumo de cebada.

Puedes leer mas sobre esta noticia en

Diario El Mundo de España en su edición on line o en ORBYT y en las ediciones impresas de EL MUNDO