Mundo. España. La cerveza es el nuevo vino, publica La Voz de Galicia.es

Como la hamburguesa, la bebida más popular del mundo se eleva hasta convertirse en el nuevo producto gourmet. Rebuscando entre los estratos más bajos de la pirámide alimenticia, los aficionados a elevar a la categoría de gourmet productos que siempre han pertenecido al ámbito popular han identificado el zumo de cebada aromatizado con lúpulo como su nuevo objetivo. O lo que es lo mismo, la cerveza. Primero fue la hamburguesa y ahora, con esta suerte de bocadillo de carne picada cotizándose a una media de diez euros la unidad, el vino empieza a sentirse amenazado ante el salto de categoría de la caña de toda la vida. Las catas de cerveza son ya los nuevos nidos de modernos.

brewpub craftbeer cerveza artesana cerveza artesanal barCansados de las degustaciones de uva hecha alcohol, este complicado líquido, que a nadie le gusta la primera vez que lo prueba, se proclama la nueva elección fetiche a la hora de cantarle los deseos al camarero.

Es la cerveza una bebida delicada, pero llena de posibilidades. Tan descontroladamente se ha expandido su universo en los últimos dos años que resulta una práctica común elaborarla en casa, las cervezas artesanas vuelan en las estanterías del supermercado, los packs para fermentarla en modo casero fueron el regalo estrella de las últimas navidades y los barrios más alternativos de las grandes ciudades han sido tomados por una considerable cantidad de cervezotecas especializadas en marcas impronunciables de este amargo fluido.

Es justo esta acidez lo que arrastra a los menos ilustrados a mezclarla con gaseosa o limón, un pecado mortal, similar al de combinar coca-cola con tinto, para los que realmente saben del jugo de cebada. Pero lo que aparentemente contaba con todas las trazas de ser una moda pasajera más está, para disgusto de los defensores de la clara, tardando en caducar. ¿Supone este furor heredado de los países del centro y el norte de Europa un cambio en los hábitos de consumo de los españoles? ¿Comenzará a desarrollar el español una prominente barriga cervecera de aquí a 20 años o se convertirá esta bebida gaseosa en un símbolo más de sofisticación, ingiriéndose con recato y desterrando su asociación con la panza rebosante y la tez colorada?

Parece que los tiros siguen esta segunda vía. Parece que la cerveza se aleja de su llana y simple función refrescante, de su imagen de chancla, vaso de plástico y chiringuito, para arrimarse a la exclusividad, a la azotea, a la copa de cristal, a la botella de diseño. Parece que la escala se enriquece. Y parece que cada vez se pide menos una caña huérfana en los bares, sin importar cuál sea su apellido o su consistencia en el paladar, y se entona con más frecuencia en la barra modelos específicos de determinadas marcas que hasta ahora sonaban a chino.

Contina la nota en http://www.lavozdegalicia.es/noticia/tendencias/2014/05/19/cerveza-nuevo-vino/00031400506286182133535.htm

Fuente. La Voz De Galicia.es

Anuncios

Tips de BodegadeCervezas.com .Te seguimos contando como disfrutar mejor de una cerveza artesanal en la comodidad de tu casa en Buenos Aires

La cerveza a partido allá a lo lejos, miles de años que han generado a su vez distintas variantes, los que continúan día a día experimentando, los que regresan sobre sus pasos en la historia y rescatan recetas olvidadas, los que deciden mantener intacto el camino, los que evolucionan hacia nuevas experiencias, en fin, la cerveza, desde sus comienzos hasta hoy a acompañado a la humanidad misma y por tanto ha generado siempre distintas voces a su alrededor.

cervezachopHan aparecido en los últimos tiempos quienes indican que la cerveza debe tomarse en copa, al igual que se hace con los buenos vinos, sin embargo, los tradicionalistas mantienen que esta práctica nos es la adecuada y afirman que la mejor forma de tomarla es en jarras o chops. También están quienes sostienen que no hay nada mejor que un buen vaso y que con eso basta.

Por último, y menos controversiales, están ellos, los que dicen lisa y llanamente que no existe un recipiente determinado, sino que son las circunstancias y acontecimientos, que rodean al momento del beber lo que define una cerveza en el recuerdo.

Como verán, en el mundo de la cerveza artesanal – craft beer- todo puede ser. Siempre hay nuevos sabores por descubrir, siempre estos sabores derivan en distintos maridajes, que a su vez generan situaciones diversas, ese todo, es lo que lo que han generado y seguirán asiéndolo, los maestros cerveceros, que en cada botella que sellan guardan sensaciones que cada cual las descubrirá en una forma distinta el día que decida volver a abrirla.

viejomunichAntes de seguir adelante es importante destacar que la regla básica para servir la cerveza es:

1. La cerveza se sirve con una inclinación de 45º.

2. La altura de la espuma debe ser igual a dos dedos. En esta espuma es donde radica esencialmente la característica antioxidante de la bebida. Asimismo, será ella la encargada de mantener los aromas concentrados.

3. El recipiente en donde se sirve nunca debe estar congelado ya que esto implica perdida del sabor debido a la condensación. En todo caso, es mejor humedecerlos con agua fría justo antes de usarlos.

4. El recipiente debe ser transparente ya que permite observar en detalle la bebida, esto aplica perfectamente sobre los productos artesanos o artesanales en donde se aprecian los sedimentos y las distintas coloraciones.

5. Utilizar siempre vidrio, y por el contrario, jamás plásticos o sus derivados.

¿Porqué se recomienda beber la cerveza en recipientes como copas o jarras?

Como dicen por ahí, la mejor cerveza es la que se sirve con amigos. Sin embargo, más allá de los sentimientos humanos, para disfrutar de una buena cerveza artesanal es necesario además, apegarse lo más posible a las reglas arriba descriptas.

Beber la cerveza en copa permite básicamente, que las manos del catador no alteren la temperatura de servido, asimismo, el efecto de utilizar los denominados Chops o Jarras protege a la cerveza ya que estos recipientes tienen asas, lo que una vez más, pone a distancia el calor corporal.

Es en este sentido, que diversos maestros cerveceros y catadores, recomiendan su utilización por sobre los vasos altos o de panza.

En el caso de las cervezas livianas, lo ideal es que su degustación sea entorno a los 5 grados (aquí hay quienes la recomiendan desde los 2 grados hasta pasados los 6), mientras que en las cervezas de mayor peso y densidad, se recomiendan temperaturas mayores, en torno a los 9 y 10.

Para este último segmento, aplica según los expertos, beberlas a temperatura ambiente, teniendo en cuenta que estas indicaciones hacen referencia a los países nórdicos o bien podría ser en todo caso la región andino patagónica Argentina y el sur de Chile, en donde las temperaturas de almacenaje natural son, al ambiente, muy bajas.

Tener siempre en cuenta, que estas recomendaciones aplican  a las cervecerías artesanales – también denominadas artesanas- y no siempre a las del tipo industrial, ya que estas, suelen beberse a promedios más bajos.

Según reza por ahí una gran frase “Siempre que puedas prefiere una cerveza artesanal sobre una cerveza muy industrializada. No hay comparación en cuanto a la riqueza del sabor y aroma del líquido”. (El Cerveciafilo)

Para Eduardo de Tomás, presidente de la Asociación de Cerveceros Artesanales de Perú, “lo ideal es probar todo tipo de cervezas. Al momento de elegir no hay recomendaciones, el sentido del gusto hace su trabajo”.

Respecto a la mejor forma de tomar una cerveza, el reconocido sumiller Juan Muñoz destaca que “la copa de cristal fino es la mejor opción para degustar la cerveza porque, al sujetarla por la caña, no se calienta el interior. Si es de los que la toman directamente en el botellín, tenga en cuenta que se puede perder parte del sabor”.

Por Sammy White para BodegadeCervezas.com (traduccion BodegadeCervezas.com)

bodegadecervezas1