Mundo. Europa. La última monja cervecera. Doris Engelhard

Puedes servir a Dios en todas partes, sin importar la profesión o trabajo que tengas. San Benedicto dijo y escribió ‘Glorifica a Dios en todas las cosas’, y eso también es cierto para la cerveza”, declaraba hace unos días la hermana Doris Engelhard en una entrevista a un medio de comunicación alemán. La monja franciscana de 65 años ha dedicado el último medio siglo a servir a Dios en la abadía de Mallersdorf, en Alemania, y es la última de un linaje en extinción de monjas cerveceras.

herman cerveza

Y es que la relación entre las instituciones religiosas y la preparación de cerveza data del siglo XII, cuando los monjes y monjas preparaban cerveza para consumo propio y para los peregrinos, pues la bebida, además de sus propiedades nutritivas, era de consumo más seguro que el agua. De hecho, fue en Bélgica en la Edad Media donde los monjes llevaron el proceso de elaboración de la cerveza prácticamente hasta la perfección e institucionalizaron el uso del lúpulo, planta cannabácea que confiere a la cerveza su sabor amargo característico, a la vez que favorece la conservación. El lúpulo (Humulus lupulus) es el aditivo principal que se utiliza para hacer de contrapeso al dulzor de la malta.

doris-engelhard cerveza

Entre los siglos XIV y XVI surgen las primeras grandes fábricas cerveceras, entre las que destacan las de Hamburgo y Zirtau. A finales del siglo XV, el duque de Baviera, Guillermo IV, promulga la primera Ley de Pureza de Cerveza Alemana, que prescribía el uso exclusivo de malta de cebada, agua, lúpulo y levadura en su fabricación.

Aunque la época dorada de la cerveza comenzaría a finales del siglo XVIII con la incorporación de la máquina de vapor a la industria cervecera y el descubrimiento de la nueva fórmula de producción en frío, que culmina en el último tercio del siglo XIX con los hallazgos de Pasteur relativos al proceso de fermentación.

A pesar de que la cerveza es una de las bebidas más antiguas de la humanidad, en nuestros días su preparación no se asocia mucho al trabajo femenino; sin embargo, historiadores como Richard Unger (Beer in the Middle Ages and the Renaissance) afirman que la producción cervecera a escala doméstica fue trabajo de mujeres al menos hasta la alta Edad Media, cuando la preparación cambió de ser una industria casera a un sistema de gremios centralizados.

hermana cervecera 1

La hermana Doris produce anualmente unos 300.000 litros de cerveza, utilizando métodos industriales modernos e ingredientes naturales. Pero como no utiliza conservantes, la cerveza producida en Mallersdorf sólo puede encontrarse en el convento mismo y en las inmediaciones de la remota localidad bávara.

La monja quería estudiar agricultura, pero no era posible en la escuela de la abadía, así que la madre superiora le preguntó si estaba interesada en la cervecera. La hermana Doris comenzó su aprendizaje en 1966 de la mano de la maestra cervecera anterior, y para 1969 pudo hacerse cargo ella sola, después de completar sus estudios en una escuela técnica local. En la misma fecha tomó los votos eclesiásticos en Mallersdorf.

“Hay 490 hermanas en la abadía, y algunas trabajan como maestras en las escuelas, en hogares para niños y hospitales. También tenemos cocineras, porqueras y una repostera. Todo lo hacemos nosotras. Amo el trabajo, y amo el olor cuando hago cerveza. Y amo trabajar con cosas vivas, la levadura, la cebada y la gente que disfruta la cerveza”. Ni que decir tiene que la hermana Doris no cree que la cerveza sea un instrumento del pecado: “hacer cerveza es ciertamente una profesión curiosa para una mujer, especialmente una monja. Pero amo beber cerveza. La cerveza es la más pura de las bebidas alcohólicas… Es una bebida muy sana, siempre y cuando no te excedas en ello”. Confiesa beber solo un vaso diario, pero según ella, la medida ideal es de 1,5 litros diario para los hombres y para mujeres, tres cuartos de litro.

Puedes seguir leyendo esta excelente nota en: http://www.granadahoy.com/article/granada/1880737/la/ultima/monja/cervecera.html

cerveza el bolson (2)

manifiesto cerveza artesanal craftbeer

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s